Lidia Valentín: Biografía
0:00

Lidia Valentín no solo compitió en un deporte poco accesible  para las mujeres, sino que además pasaba casi desapercibido en España. Ella ha cambiado todo eso, y al hacerlo, ha demostrado que las mujeres pueden ser fuertes y femeninas al mismo tiempo.

En 2016 Lidia Valentín ganó la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos Río. Durante años, Lidia ha trabajado en la sombra, soportando la presión en solitario, pero sin darse por vencida para alcanzar su sueño. Se ha mantenido fiel a sí misma y por ello, España se ha beneficiado de sus éxitos deportivos. Lidia ha logrado el reconocimiento que se merece, tanto como deportista como campeona de halterofilia. Y gracias a ello, puede utilizar su popularidad para inspirar a la gente. 

“Ser una halterófila en España a menudo fue duro y solitario. Pero yo elegí este camino”.

Con 31 años, Lidia Valentín es una reconocida haltera en la categoría de 75 kilos. Ha competido para España en tres Juegos Olímpicos, ganando una medalla de bronce en los Juegos de Rio. Es la primera haltera española en ganar una medalla Olímpica.

Cuando era una adolescente, Lidia se interesó en el baloncesto y el atletismo, pero no había entrado de lleno en la halterofilia. Sin embargo, comenzó a entrenar duro en un gimnasio local, animada por su entrenador, que descubrió el potencial que tenía Lidia. Cuanto más mejoraba, más se interesaba por este deporte, hasta que finalmente se concentró al máximo para triunfar en la halterofilia. 



“Para mí, ser fiel a uno mismo es el aspecto más importante de la halterofilia”.

Durante años, la halterofilia ha pasado desapercibida por los medios de comunicación en España. Mientras tanto, Lidia ha estado entrenándose y compitiendo a la sombra de otros deportes más populares. Entonces, en 2001, Lidia debutó en las competiciones internacionales, ganando el campeonato de Europa sub-16. Su deseo de mejorar continuamente le ha hecho cosechar grandes premios, además de la oportunidad de representar a España y a su deporte en tres Juegos Olímpicos.

Para conseguir ese envidiable palmarés, su calendario de entrenamientos es agotador: “Entreno todos los días menos el jueves y el sábado por la tarde, y los domingos. Las sesiones consisten en 3 horas por las mañanas y dos horas y media por la tarde”. Además, recuerda que en los comienzos “entrenaba muchas horas, sin apenas recursos o apoyos”.



“Es un orgullo inspirar a la gente porque estás haciendo algo bien, trasmitiendo lo que amas y promocionando el deporte”.  

Pero el interés de Lidia en la halterofilia no solo viene motivado en saber cuánto puede levantar o cuántos títulos puede lograr: “No es solo una cuestión de conseguir la victoria. Es algo completamente diferente y maravilloso”, reflexiona. Lidia cree que las mujeres deben mantenerse fuertes para escoger su deporte. “La gente a veces piensa que es algo extraño el hecho de ser una mujer y que te dediques a un deporte de fuerza”, señala. “Pero realmente no importa tu género”.

En 2008, Lidia terminó quinta en los Juegos Olímpicos de Pekín. Sin embargo, varias atletas están siendo investigadas por doping, lo que podría convertir a Lidia en medalla de plata. Lo mismo ocurrió en los Juegos Olímpicos de Londres, en 2012. En esta ocasión, Lidia podría obtener la medalla de oro en aquellos Juegos Olímpicos. Lidia siempre se ha mostrado en contra de estas prácticas: “Se trata de creer en que eres capaz de lograr lo que te propones”. Una actitud con la que ha logrado el apoyo de los fans desde todas las partes del mundo”. 

“Cuando llegó mi momento, sabía que esa era mi oportunidad de enseñarle a todo el mundo lo que era capaz de hacer”.

El éxito en los Juegos Olímpicos de Río 2016 fue la última meta de Lidia hasta la fecha. La oportunidad de demostrarse a sí misma que era una atleta honesta y limpia que amaba su deporte. “Sabía que tenía la ocasión de demostrarle al mundo de lo que era capaz. Y esta vez, toda España estaba atenta”. Sus años de trabajo en la sombra y el compromiso inquebrantable con su deporte y las mujeres le valieron una medalla de bronce con la que conquistó a todos los españoles. Cuando habló sobre todas aquellas mujeres a las que ha inspirado, dijo: “Me preguntan, ¿por qué te maquillas y vistes tan bien?”. “Yo les digo, antes de ser deportistas, somos mujeres”.





Logros deportivos: 

  • Medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Rio 2016
  • Medalla de oro en el Campeonato Europeo 2014, 2015, 2017
  • Medalla de bronce en el Campeonato del Mundo 2013
  • Medalla de planta en el Campeoanto Europeo 2008, 2012, 2013
  • Medalla de bronce en el Campeonato Europeo 2007, 2009, 2011
  • Campeona de Europa Sub-16 2001